Sin categoría

Franco Favilla (Seasif): “ya no considero la industria petrolera como un sector de desarrollo”

Franco Favilla (Seasif): “ya no considero la industria petrolera como un sector de desarrollo”

Una tormenta eléctrica causó un incendio en un tanque de combustible de la planta petrolera estatal Petróleos Paraguayos (Petropar) a las afueras de Asunción, Paraguay. Sucedió a fines de enero de 2021, por lo que Petropar abrió una investigación interna para evaluar costos, daños y la gestión de seguridad del lugar. Si bien se logró extinguir el fuego antes del derrame final, la petrolera estima en más de ocho millones de dólares el costo de reponer el tanque de almacenamiento, como también el volumen de alcohol carburante que se quemó y ya no se pudo recuperar.

Un mes después, Petropar anunció el reajuste del precio de los combustibles, en el marco del alza de los precios internacionales del crudo, y que estiman seguirá aumentando. En general, los precios subieron más de 600 guaraníes quedando el Diésel Mbarete a 5.850, Diésel Porã 4.530, Nafta Aratiri97 a 6.440, Nafta Oikoite93 a 5.560, Nafta Kape88 a 4.700 y Nafta Ecoflex85 a 5.215.

Poco tiempo después, aumentó el precio del gasoil común tipo III en 400 guaraníes más, el mismo que es utilizado normalmente por el sector de la agroindustria y el transporte, lo que podría afectar directamente en la canasta básica y la economía local, en medio de una crisis económica derivada de pandemia por Covid-19.

Frente a este escenario -común para Paraguay, como para otros países del mundo-, diversos especialistas están cuestionando la viabilidad de la industria petrolera a nivel internacional. Franco Favilla, fundador y CEO de Seasif Holding, explicó que ya no considera “la industria petrolera como un sector de desarrollo”.

Y agregó: “Teóricamente, tenemos reservas de petróleo crudo para satisfacer la demanda durante los próximos 250 años, pero desde un punto de vista medioambiental y ecosostenible, el mundo basado en los hidrocarburos va a desaparecer. Esto plantea una gran pregunta, que es, en mi opinión, la más importante y urgente de este siglo: ¿en qué fuente de energía deberíamos centrarnos para reemplazar el petróleo?”.

Franco Favilla es apodado “el Pionero” por su habilidad para inventar mercados desde cero y ver las oportunidades antes que otros. Hoy en día, con su Seasif Holding es el tercer productor de oro de Sudamérica, pero su cuota de mercado está en continuo aumento. Seasif está presente en 12 países del mundo y tiene un volumen de negocios total de entre 800 y 900 millones de dólares.

Pensando en otros modelos de generación de energía alternativa al petróleo, Favilla dijo: “Muchas inversiones, hasta ahora, se han referido al llamado “mercado de la electricidad”, pero a largo plazo veo grandes dificultades: ¿quién llevará a cabo el deshecho de los paneles solares? ¿Con qué energía? Sin mencionar las baterías, que ahora tienen ciclos de vida cada vez más cortos y no son de ninguna manera fáciles de desechar”.

Por eso, Favilla cree que la solución puede venir de los “combustibles verdes”: “Se trata de tecnologías que permiten producir combustibles similares a la gasolina o al gasóleo, con la misma cadena de producción, pero con un impacto ambiental prácticamente nulo”.

Etiquetas

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close