Actualidad

Cartes vetó ley de activación de celulares

Se dio a conocer que el Poder Ejecutivo vetó totalmente la Ley N° 5883/17, que regula la activación del servicio de telefonía móvil, según informó ayer la Asesoría Jurídica de la Presidencia de la República.

Este poder indicó que ha objetado totalmente la ley por los requisitos previos para la activación del servicio, la impresión de la huella digital, las normas de seguridad para la base de datos a ser creada, los plazos establecidos y la responsabilidad de los directores de las operadoras.

Según con los antecedentes, el documento establece que los agentes de venta exigirán a la persona solicitante una serie de requisitos previos para la activación del servicio.

Por ejemplo, el poder completar el formulario único a ser elaborado por la autoridad de aplicación, que contendrá como mínimo los datos personales, la firma y además la impresión dactilar o huella digital del pulgar derecho de la persona solicitante hecha ante el agente de venta, quien igualmente firmará y además dejará su impresión dactilar o huella digital del pulgar derecho en el formulario.

Por su parte, el Poder Ejecutivo argumenta que este proceso previo de verificación de datos por parte de las empresas prestadoras del servicio de telefonía móvil se constituiría en una barrera para el acceso a las telecomunicaciones a los ciudadanos, atendiendo que este servicio es de uso masivo, llegando al 90% de los hogares del país.

En torno a la necesidad de la impresión dactilar o digital del pulgar derecho en el formulario de activación, dice que tropieza con el inconveniente de que no existe una base de datos biométrica oficial unificada, que certifique la correspondencia o no de la huella dactilar impresa en el formulario.

Se enfatizó que la propuesta legislativa obliga, además, a todos los titulares de líneas de telefonía móvil activa a someterse nuevamente al proceso de registro, o proceso de revalidación en el plazo de un año, bajo pena de que si así no lo hiciera su línea de telefonía será cancelada.

Con respecto a los plazos, el Ejecutivo argumenta que el Art. 11º de la ley sancionada plantea una contradicción con el Art. 13º, al instituir por un parte el plazo de doce meses a partir de la vigencia de la ley para el registro referido y luego expresa que será reglamentada dentro de los 90 días de la vigencia de la ley.

 

Etiquetas

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close